Dos Guadalajaras Por Luis Ernesto Salomón luisernestosalomon@gmail.com

Hay dos Guadalajaras. Como hay dos Méxicos. Nuestras comunidades viven una tensión en medio del contraste. La ciudad tiene tamaño considerable. Aún está lejos de ser una gran ciudad que haga trascender su nombre en el mundo. Para hacerlo es necesario resolver esa tensión.

En la historia de la ciudad se ha consolidado una idea de división entre el Oriente y el Poniente de la mancha urbana. Hace algunas décadas se situaba la frontera en el trazo de la Calzada Independencia. Aún quedan rastros de aquella demarcación que parecía formada por cuatro cuadritos en los cuarteles Hidalgo, Juárez, Libertad y Reforma. Esas divisiones territoriales no existen más, ni las formales como tampoco las convencionales. Pero existen aún dos Guadalajaras.

La una, está formada por instituciones eficientes con visión global que son altamente productivas. En ellas trabajan miles de personas que viven a un ritmo acorde con el vértigo y la incertidumbre propia de nuestro tiempo. Están sujetas a mediciones continuas de su desempeño y a la competencia abierta. Se sitúan en los cuatro puntos cardinales de la ciudad desde las fábricas de autos y partes automotrices en El Salto, hasta las empresas que desarrollan software en Zapopan, pasando por las instituciones financieras en Guadalajara; en plantas y edificios también trabajan empresas comerciales altamente eficientes ubicadas prácticamente todos los rincones de la metrópoli.

En los últimos 20 años la ciudad ha visto como estas unidades eficientes se implantan y desarrollan generando una sensación de progreso.

Esa Guadalajara es una ciudad que puede compararse con cualquiera en el mundo. Los más jóvenes viven con la visión bien puesta en esta Guadalajara interconectada y vibrante.

La otra, Guadalajara está formada por miles de personas y unidades económicas que actúan inercialmente. La informalidad, la falta de rigor, como la tendencia a eludir el cumplimiento responsable, los convierte en altamente improductivos.

Esa otra Guadalajara, está también en todas las zonas de la urbe: tienditas, puestos ambulantes, tianguis, talleres, que aparecen para formar un rico contraste económico y social. Esa tensión entre la vida tradicional y la eficiencia enfocada al mérito individual, es una de las características de nuestra sociedad.

La ciudad vive una transformación silenciosa en la que avanza la actualización, la interconexión en una convivencia con ese sector tradicional que ha caído en la trampa de la baja productividad y los bajos salarios. Es imperioso que la ciudad impulse todas fuentes de crecimiento con innovación que generen valor económico que llegue a las familias. Los estímulos para inducir la transformación de las unidades económicas en empresas son esenciales. Hay mucho que hacer aun para estimular el paso a la formalidad, para quitar obstáculos a la iniciativa creadora y sobre todo para fomentar el espíritu emprendedor entre los jóvenes.

Las regulaciones actuales muchas veces estimulan al sector tradicional a mantenerse ahí, con el pretexto de medidas asistencialistas. Es necesario crear condiciones que alienten a más personas y empresas a incorporarse a la vida económica formal de la Guadalajara global. Se deben eliminar los incentivos que premian la ineficiencia y la informalidad.

Con el pretexto de luchar contra la pobreza se alienta al comercio ilegal, se premia a algunos con condiciones preferentes que no equitativas, se aplican limitaciones al crecimiento del comercio eficiente, se limitan iniciativas innovadoras en el uso y aprovechamiento inmobiliario, y se mantienen prácticas regulatorias absurdas.

El mejor estímulo a la creatividad es la libertad personal y económica. Guadalajara avanza en su incorporación como una metrópoli global, pero lo hace a un paso lento. Aún estamos en muchos sentidos cerrados al cambio, a pesar de que lo tenemos aquí y disfrutamos de él.

Las dos Guadalajaras conviven en un mismo territorio, las dos se trenzan en la vida cotidiana. Tienen colores distintos. Sabores distintos. Rostros distintos. Y no se trata solamente de cuestiones económicas, sino de una actitud ante la realidad. Los más jóvenes inclinarán la balanza para hacer cosmopolita y orgullosa de su cultura a una ciudad que debe abrirse con vigor y decisión a medidas que liberen la capacidad y la iniciativa. Estimular una educación abierta y libre en los jóvenes y abrir las ventanas y las puertas nos llevará a hacer la gran ciudad trascendente en el mundo, que queremos los que amamos la libertad y a esta tierra.
 

Luis Ernesto Salomón
ABR 13

Ciudad en primavera Por Luis Ernesto Salomón luisernestosalomon@gmail.com

Guadalajara brilla en contraste. Juntos, la llegada del tibio viento, la luminosidad creciente y la sequedad citadina se transforma en flores. En calles y avenidas el color de la atracción inunda con una luz distinta. Las noches se hacen más plácidas. Las plazas se visitan, los restaurantes invitan a convivir. Los apetitos se enfocan a la frescura. En todos lados, en colonias y barrios, el estado de ánimo percibe de forma distinta la música, que pasa de lo armonioso a lo bullanguero. El las fiestas los cuerpos se estiran y mecen a otro ritmo, llamando a las olas, imitando a las algas. El optimismo se acentúa. Los parques reciben a los más pequeños quienes se agitan más, mientras los jóvenes conviven más intensamente.

La ciudad se transforma recordándonos que aun en el más urbano de los ambientes la naturaleza manda. Los espacios verdes se tiñen de amarillos, lilas, rosados que luego abren paso a naranjas, rojos y blancos que por sólo unos días estallan su belleza. Junto a ella están los grises, sepias, marrones descompuestos.

Junto a la belleza de una jacaranda en flor aparecen hierros retorcidos, oxidados, aderezados con desechos ocasionales. Brutales contrastes con el deterioro que producen los humos y los despojos del progreso. Pero al final predomina la belleza efímera de las frágiles flores que atraen a los seres calces de volar.

Para muchos es tiempo de contagiarse del optimismo natural de los más pequeños; para otros es paréntesis para dejarnos llevar por iniciativas juveniles.

Contraste es la palabra que quizá mejor describe lo que sucede en primavera en la ciudad. Cambia el marco, el ámbito se percibe mejor. El espacio parece, sólo parece, el mismo. Pero en realidad cada primavera es distinta y en cada calle la ciudad no es la misma. La vida de cada uno no parece la misma. Las personas no son las mismas. Pareciera que son cada vez más. En ese marco florido surgen rostros capaces de soñar, muchos sufren, algunos padecen. Salen en reuniones las caras que muestran en sus ojos esperanza, otras, discretamente, reflejan nostalgia. Algunos pocos caminan hacia los altares apostando al futuro, otros ni se atreven ni a pedir consuelo.

Pareciera que caminamos más de prisa. Sólo pareciera. Porque los contrastes que tiene la ciudad que a muchos llenan de entusiasmo pareciera que no son suficientes para impulsar la energía de una transformación de verdad. En primavera hay que alzar la mirada para que no pase como decía uno de los personajes creados por Juan Rulfo: “Hacía tantos años que no alzaba la cara, que me olvidé del cielo”.

Al voltear hacia arriba se encuentra en la ciudad un azul intenso, ahí está el contraste del color, ahí también las líneas del altivo horizonte urbano que se levanta para desafiar las suaves líneas del valle, ahí también los pájaros, ahí las estrellas de primavera.

Guadalajara necesita que todos alcemos la cara y agucemos la vista en el horizonte del tiempo por venir. Para creer más en nosotros y dejar de lado los prejuicios que nos hacen estar mirando por conservar baja la mirada.

Luis Ernesto Salomón
ABR 6

Paz de la Libertad Por Luis Ernesto Salomón luisernestosalomon@gmail.com

A Octavio Paz a 100 años de su nacimiento

Octavio Paz fue un defensor de la libertad. “Plural” se llamó la revista que dirigió con pasión. Apostó por los disensos. “Contrapunto” es palabra clave en su obra. La poesía habla en tiempo perpetuo. Paz es el poeta de México que describió, predijo y luchó por el entendimiento de la mexicanidad. Quizá la forma más puntual de acercarnos a una definición del espíritu de este gran humanista son sus propios versos contenidos en el famoso poema hermandad:                

“Soy hombre:/ duro poco / y es enorme la noche. / Pero miro hacia arriba: / las estrellas escriben./ Sin entender comprendo: / también soy escritura / y en este mismo instante /alguien me deletrea.”

En una profunda referencia a la eternidad, o incluso a Dios mismo se reconoce fugaz y al mismo tiempo capaz de permanecer mediante las letras.

Él explicaba que quizá los monosílabos más significados para entender la libertad son el sí y el no. Entre ellos hay un enorme espacio de decisión, de reflexión, de sensación, de condición humana, y ese es el espacio que Paz defendió.

En ese ámbito el arte vive, allí el sentimiento inspira, es dónde el hombre es propiamente hombre.

Su pensamiento social y político es consecuencia de su forma de ver, de su forma de entender: “yo soy mis pasos, oigo las voces de lo que pienso, las voces que me piensan al pensarlas. Soy la sombra de mis palabras”.

Esa sombra nos cobija y nos permite pensar mejor al hombre. Nos acerca a la idea de nuestro México lleno de fuerza y contraste: “Sobre el pecho de México / se rompen los hombres /las piedras se rompen / adentro hay un agua que bebemos / agua que amarga /agua que alarga más la sed /¿Dónde está el otra agua?” preguntó de forma petrificante.

Llegó a ser un humanista universal por medio de lo mexicano, porque para él la patria es la única puerta al infinito.

La libertad pasa por la vista que identifica las letras, las palabras, el arte, quizá por eso denominó como privilegios de la vista a algunas de sus reflexiones sobre el arte. El erotismo y el amor que se da en esa libertad es capaz de expresarse: “Dos cuerpos frente a frente / son a veces dos olas / y la noche es océano.” la expresión del amor en palabras, del pensamiento sólido respecto a lo humano y su reflejo preciso en textos que contienen valor y belleza es uno de sus legados perpetuos.

Así como Homero prolija el pensamiento filosófico del pueblo griego a partir de la poesía, Octavio Paz fecunda con su amor a la libertad hecha poesía el perfil para pensar en el hombre con la conciencia puesta en esta Patria y hacer palabras universales llenas de lo nuestro.

A 100 años de su nacimiento el mejor homenaje que se puede hacer al poeta es tomar las páginas de sus textos y llevarlas con paciencia a los niños y los jóvenes para que puedan tener el privilegio de ver el arte y conocer a un liberal en el sentido más profundo.

Su obra es testimonio de libertad.

Luis Ernesto Salomón
MAR 30

Liberar más que restringir Por Luis Ernesto Salomón luisernestosalomon@gmail.com

De un patio a otro Daniel Buren intervino el mejor edificio de Guadalajara. Caminar por los espacios de los que se apropió el artista francés es un gozo y al mismo tiempo nos hace reflexionar. Es delicioso apreciar la explosión geométrica de color en muros, capiteles, acentos en formas y espejos que reflejan bruscamente el contraste de formas nuestras que pueden mirarse y apreciarse más.

El arte conceptual de Bruen se expresa en la arquitectura concebida por Manuel Tolsá, al que llega con sus tradicionales líneas verticales de 8.7 centímetros que aparecen remarcando formas en muros y columnas. Al captar el color de México, lo expresa en uno de sus mejores edificios civiles dando testimonio de que es posible el arte público que toca, usa y reúsa el patrimonio edificado, para que pueda ser apreciado desde nuevas perspectivas.

Nuestra ciudad vive un momento vital en donde se repiensa, se rehace, se rehabita. Las expresiones de arte público, las nuevas comunidades asentadas en barrios que se transforman, los proyectos arquitectónicos de muy diverso cuño, unidos al impacto de nuevas tecnologías, impactan nuestra ciudad. En cada una de estas expresiones, en la arquitectura innovadora, el arte digital, que llega hasta los muros desde la Colonia Miravalle hasta la calle Juan Manuel, o la música en las calles, hay un ejercicio de libertad que debemos fomentar.

Guadalajara es tierra fértil para que el talento surja, aunque parezca más árida de cuando de hacerlo florecer se trata. La ciudad es el marco donde el arte debe expresarse. Sacarlo de los íntimos recintos para llevarlo a donde todos puedan apreciarlo es una tarea fundamental. Así como Buren tomó el edificio del Hospicio Cabañas, es necesario que cada vez más arquitectos, pintores, músicos, escultores, pensadores, escritores tomen nuestra ciudad para expresarse, para trabajar en ella, para vivirla y compartirla. Sus intervenciones suman valor estético, producen polémica, nos hacen pensar. Son una oda a la libertad. Fomentar estas expresiones es comprender que el todo está hecho de fragmentos. Que se puede construir a base de partes muy diversas y que se puede deconstruir observando desde distintas perspectivas.

La pluralidad expresiva fortalece la libertad. Este trabajo in situ, alejado de parámetros de oficialidad es también un homenaje al talento y el mérito que debemos enaltecer como sociedad responsable. Vale la pena recordar que fue Fidias, un artista, quien dio forma a los dioses griegos y que la representación de la belleza de la figura humana surgió de la expresión civil.

Hay muchos espacios que intervenir en la ciudad. Hay muchos muros que esperan la calidez del color, muchas plazas que esperan las suaves melodías y muchos rincones que aguardan por las palabras que nos hagan sentir. Con formas, colores, notas y palabras surge una crítica que nos permite percibir más y de diversas formas nuestra realidad citadina. Daniel Buren, como Mathias Goeritz, Clemente Orozco, Gabriel Flores y muchos más, han dejado testimonio de su talento expresado de cara a la ciudad. La intervención de Buren invita a abrir la ciudad al pensamiento y la sensibilidad. Invita a pensar en liberar más que en restringir.

Luis Ernesto Salomón
MAR 23

Ucrania Por Luis Ernesto Salomón luisernestosalomon@gmail.com

Hoy en Crimea habrá un referéndum para tratar de legitimar una decisión militar y económica de Vladimir Putin. Es un hecho desafiante al que, Estados Unidos primero, y Europa después, se han opuesto, creando una tensión inusitada entre Rusia y Occidente. Las cosas han llegado al grado que ahora mismo hay ejercicios militares de Estados Unidos en el Mar Negro y de Rusia en el Mediterráneo. Hay un conflicto de intereses geopolíticos que puede escalar hacia la violencia.

Estados Unidos apoya al nuevo Gobierno de Ucrania lo que ha irritado a Rusia que históricamente ha mantenido una influencia cultural, económica y militar en la región. Los argumentos de Putin tienen que ver con la protección de habitantes que son pro rusos que tienen una “civilización ortodoxa y eslava” y que persiguen la grandeza de Rusia. Aunque parece solo un pretexto para defender las instalaciones de gas y las bases militares rusas en Crimea, lo cierto es hay también una base de choque cultural entre el ímpetu de la globalización económica y el nacionalismo ruso que fue severamente dañado luego de la caída del muro de Berlín. Y lo que puede ser el afán de una restauración de la fuerza rusa en el mundo. Ante eso la respuesta no se ha hecho esperar: el propio Presidente Barack Obama ha salido a condenar cualquier acción militar sobre Ucrania y a descalificar la consulta de este domingo en Crimea.

Va a ser muy importante ver la reacción de Putin luego del resultado que se espera sea abrumadamente ganado por las fuerzas pro rusas. Porque entonces puede justificar la anexión de Crimea a Rusia, puede intentar una suerte de zona de influencia rusa en Ucrania o incluso desestabilizar al nuevo Gobierno de aquella nación para tratar de imponer un régimen afin. Las palabras de Putin al responder respecto a posibles sanciones son reveladoras de lo que planea: “Quienes hablan de sanciones deberían pensar ante todo en sus consecuencias… En el mundo moderno, donde todo se encuentra tan interconectado y todos son tan dependientes de todos los demás, claro que es posible hacer daño a otros, pero siempre es un daño mutuo”.

Detrás de los desplantes están los intereses económicos y militares. La Otan de la mano de Estados Unidos tiene una posición de respaldo a Ucrania, los chinos observan, al grado que ayer se abstuvieron en la sesión de las Naciones Unidas en la que Rusia vetó la condena a la consulta de Crimea. La riqueza y la ubicación estratégica de la península ha desatado guerras en el pasado, ahora esperamos que sólo sea un conflicto que se resuelva por la vía diplomática.

En los próximos días sabremos si el afán de Putin está enfocado o se trata de un paso hacia la expansión militar decidida para recuperar el papel ruso de fuerza alterna en el mundo.
 

Luis Ernesto Salomón
MAR 16

El cambio en las telecomunicaciones Por Luis Ernesto Salomón luisernestosalomon@gmail.com

La industria de las telecomunicaciones está en pleno cambio en México. El Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) dictó acciones trascendentales el viernes pasado que impactarán en la vida económica y social del país. Las resoluciones administrativas implican, en primer lugar, la licitación de dos nuevas cadenas de televisión abierta. Esto significaría el fin de la dominancia de Televisa y TV Azteca que poseen 70 y 30 por ciento del mercado y abre la puerta para el grupo de Carlos Slim y a otras empresas nacionales y extranjeras que pueden optar en la licitación para intentar competir con los gigantes de la televisión mexicana. El proceso de licitación podría terminar en el tercer trimestre de 2015.

La segunda resolución tomada es tan importante como la primera puesto que considera a Grupo Televisa y a América Móvil, como agentes económicos preponderantes, lo que significa asumir legalmente que sus acciones condicionan a los demás competidores, lo que da inicio a medidas para abrir el sector a una mayor y más equilibrada competencia. Así el IFT ha aprobado por unanimidad 188 medidas que deben aplicarse en los siguientes 30 días. Entre estas medidas que afectar a Televisa están la prohibición e ofrecer en exclusiva programas “que en el pasado han generado altos niveles de audiencias” como torneos de fútbol nacionales, finales de los mundiales o los Juegos. Los llamados “contenidos relevantes” tampoco podrán ser ofrecidos en exclusiva en las plataformas de televisión de paga de Televisa, como Cablevisión y Sky, que están “dentro del grupo preponderante”, según dijo la comisionada María Elena Estavillo.

Televisa también deberá compartir su infraestructura, “no de forma gratuita sino mediante un precio justo”, con otros competidores. El Instituto exige a Televisa que ofrezca toda la información que se le requiera, incluida sobre tarifas publicitarias. Además, las televisiones de pago de la competencia tendrán derecho a retransmitir las señales de la televisión abierta del grupo por sus propias plataformas. Para América Móvil las medidas incluyen la imposición de tarifas (que podrían ser más altas que las de sus competidores), la eliminación del roaming nacional y la obligación de compartir su infraestructura de redes en territorio mexicano con otros competidores. Además se obliga a la compañía a notificar mediante un mensaje de texto la tarifa aplicable en cada recarga de móviles prepago y la tarifa de roaming internacional para cuando el usuario sale del país. Los equipos que se vendan con el método de recargas deberán de estar desbloqueados. Aquellos que se compren mediante un plan deberán desbloquearse una vez que concluya el plazo forzoso. La cancelación de los planes no deberá tener excusas si no existen saldos insolutos. Además el organismo regulador ha calificado de preponderantes a las otras dos compañías de su propiedad: Grupo Carso y Grupo Financiero Inbursa, los brazos financieros del empresario mexicano y principales accionistas de América Móvil. El organismo regulador entiende que estas empresas también forman parte del “grupo de interés económico”.

La acción del Instituto es la primera acción de la reforma de las telecomunicaciones del presidente Enrique Peña Nieto y tiene efectos prácticos puesto las reformas a las leyes impiden el otorgamiento de suspensiones producto de juicios de amparo. Las resoluciones del IFT son los primeros pasos de una ruta de cambio estructural en la industria de las telecomunicaciones y en las relaciones de la autoridad con los grupos económicos involucrados en ella. Bienvenida la competencia que beneficie a los consumidores.        
 

Luis Ernesto Salomón
MAR 9

Qué significa la detención de Joaquín Guzmán Loera Por Luis Ernesto Salomón luisernestosalomon@gmail.com

La noticia de la detención de Joaquín Guzmán Loera es de gran impacto. Primero por la importancia estratégica del hombre que fue considerado el más buscado del mundo, también por la enorme cantidad de historias y leyendas que se formaron a lo largo de los años.

Al ser cabeza de una de las organizaciones criminales calificadas como más grandes capaz de operar en muchas naciones y en varios continentes, Guzmán Loera seguramente mantenía control sobre personas, patrimonios e información que poco a poco podrá ser utilizada y conocida.

Las cuestiones que saltan luego de la operación realizada en Mazatlán son muchas, pero entre ellas destacan el saber si la organización será capaz de sostenerse sin él; conocer las decisiones de su proceso ante las autoridades judiciales, tanto aquí como en los Estados Unidos, así como conocer el alcance de la información que pueda brindar a las autoridades respecto a sus operaciones dentro y fuera de México.

Las consecuencias de su detención pueden agruparse en aspectos de seguridad, derivados de los ajustes en las organizaciones criminales que pudieran producir reacciones, lo que implica un esfuerzo mayor de las autoridades por mantener las condiciones de seguridad en las zonas en las que tradicionalmente opera la organización del ahora detenido, como en regiones en disputa.

Por otra parte, están los aspectos económicos, porque si la organización se trastoca o desarticula las consecuencias también abarcan la alteración de precios y flujos de estupefacientes, armas y dinero que pueden verse alteradas e impactar en las economías locales en donde influyen.

Desde la perspectiva social resulta de gran importancia la forma como se perciba la operación de las autoridades, porque puede ser una oportunidad para mejorar el aprecio y respeto a la operación policial, o si se cometen errores pueden generarse espacios para rumores que puedan revertir el enorme valor noticioso de la captura.

Además están las cuestiones políticas, que implican un mérito de la administración del Presidente Peña Nieto y de su decisión de cambiar la estrategia de combate a la delincuencia organizada. Supone también un éxito para la operación de la Marina.

Desde el punto de vista de la política exterior de México, la captura de Guzmán es de gran valor porque las autoridades norteamericanas se mantenían presionando al Gobierno de México para volver a abrir la operación de las agencias norteamericanas de la misma forma que lo hizo la anterior administración. Ahora hay un argumento válido para afirmar que el nuevo esquema de colaboración acotada funciona y da resultados de gran valor para ambos países.

Finalmente para el interior de la administración federal la captura, custodia y enjuiciamiento supone una presión para tener un desempeño excelente en el que no caben los errores. Esta presión alcanza al sistema penitenciario y al Poder Judicial de la Federación, y supone un reto diplomático para la Secretaría de Relaciones Exteriores por los reclamos de extradición que pudieran existir. El hecho puede significar finalmente un cambio de época en las operaciones contra el crimen organizado que permita al Estado fortalecer sus operaciones de combate al crimen en el territorio.
 

Luis Ernesto Salomón
FEB 23

Nuevos criterios en la aplicación de la ley Por Luis Ernesto Salomón luisernestosalomon@gmail.com

La reforma a la Constitución publicada el 10 de junio de 2011, que amplió la protección de los derechos humanos fue uno de los cambios más importantes en la historia de México.

A partir de su vigencia ahora los derechos fundamentales de las personas deben estar en el centro de la aplicación y la interpretación de las normas jurídicas.

El propio Artículo Primero de la Constitución ahora reconoce y no otorga los derechos que se expresan en la propia Carta Magna y en los tratados internacionales, lo que significa que México se abre al derecho internacional de los derechos humanos con una visión cosmopolita que contrasta con el criterio cerrado de autosuficiencia, sustentado hasta entonces.

Ahora hay un bloque derechos formado por los consagrados en los artículos constitucionales junto a los establecidos en los cuerpos jurídicos internacionales. Y a través de ese bloque constitucional debe interpretarse todo el conjunto jurídico mexicano.

Otro de los aspectos esenciales de la reforma es la incorporación del principio pro homine o personae, de gran tradición internacional que supone que cuando existan varias interpretaciones posibles de una norma jurídica, o varias normas aplicables, se debe elegir aquella que más proteja al titular de un derecho humano.

La reforma obliga a todas las autoridades federales, estatales y municipales a aplicar la promoción, el respeto, la protección y la garantía de los derechos humanos, bajo los principios de universalidad, interdependencia, indivisibilidad y progresividad de los derechos.

La reforma es tan importante que supuso un cambio de época en la publicación de las tesis y jurisprudencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Implicó la necesidad de modificar el sistema de protección constitucional mediante una nueva Ley de Amparo.

Con estas reformas las autoridades ahora están obligadas a considerar que el respeto a la Constitución implica dar prioridad a la protección de los derechos humanos.

Esto es relevante porque muchas de las normas locales y reglamentarias de estados y municipios podrán ser cuestionadas a la luz de estas obligaciones constitucionales.

Algunas normas que tradicionalmente se han enfocado a limitar derechos y libertades como la propiedad privada, la libertad de tránsito, el derecho a un trato igual y equitativo, así como las restricciones que establecen reglamentos de Policía y Buen Gobierno, como las normas que con el pretexto de regular en realidad limitan derechos de uso y aprovechamiento de bienes, están ahora sujetas a nuevos criterios de aplicación que los tribunales federales están dictando.

La propia Suprema Corte de Justicia de la Nación ya ha establecido criterios respecto a que las limitaciones que mediante ley se establezcan a los derechos humanos no deberán ser interpretadas extensivamente, sino de modo restrictivo; y postula la necesidad de entender al precepto normativo en el sentido más propicio a la libertad y al respeto al derecho fundamental.

Estamos en el inicio de una nueva etapa en la que resulta muy positivo que los ciudadanos recurran a exigir el pleno cumplimiento de estos preceptos ante las autoridades locales y ante los propios tribunales.
 

Luis Ernesto Salomón
FEB 16

El Estado de la Unión Por Luis Ernesto Salomón luisernestosalomon@gmail.com

Los mexicanos vivimos en el círculo de influencia económica, militar y política de los Estados Unidos. Quizá somos la nación más influida por sus decisiones internas. Por eso es estratégico seguir de cerca sus pasos para aprovechar las oportunidades que la cercanía nos da. En ese sentido, es importante seguir el discurso de Barack Obama presentado a su Congreso el pasado 29 de enero.

Detrás del sentido evocador del motor que significa el sueño de ascenso y progreso que mueve a una sociedad enfocada al mérito personal, están algunas claves que merece la pena resaltar.

El espíritu del progreso que el presidente norteamericano define como: “Es el espíritu de ciudadanía, de sentido de pertenencia: el reconocimiento de que, mediante el trabajo duro y la responsabilidad personal, podemos perseguir nuestros sueños individuales y, al mismo tiempo, confluir como una gran y única familia norteamericana, que garantice que la siguiente generación también pueda perseguir sus propios sueños”.

Habló de economía como principal tema porque sabe que a sus ciudadanos es lo que más les interesa. Inició su discurso recordando que, tras cinco años de recuperación económica, se han creado más de ocho millones de puestos de trabajo en los últimos cuatro años.

El crecimiento del último trimestre de 2013, en términos PIB, fue de 4.1% y la tasa de paro ha descendido a 6.7%. Pero ese espíritu de exigencia continua que caracteriza a los norteamericanos hace que los logros parezcan pocos.

Al fin de cuentas el objetivo es que todos tengan la oportunidad de trabajar en su propio sueño. Y mientras haya algunos que no tengan un empleo hay un espacio de insatisfacción que el Gobierno carga.

La supremacía de su economía es indiscutible, y marca el derrotero del crecimiento de una transformación estructural que está en marcha con un énfasis en la producción —especialmente en el sector tecnológico—, ayuda a las pymes, impulso a las exportaciones, utilización intensiva de las tecnologías de la información, apuesta por la energía y aplicación de la reforma migratoria.

Cada uno de estos temas afecta a México. Aunque no fue mencionado por su nombre en el discurso, es claro que el aumento en la producción industrial allá beneficia nuestras exportaciones, que el crecimiento de pequeños negocios también beneficia a millones de México-americanos que influyen aquí.

La apuesta tecnológica impulsa a la empresas que están asentadas aquí, y el enfoque a la energía es quizá el punto que será más sensible en los próximos años. Y qué decir de la reforma migratoria, cuando 78% de los hispanos-latinos (son ya 13% del electorado, un punto por encima de los afroamericanos) votó por Obama en 2008 y en 2012.

Cincuenta millones de hispanos que viven legalmente exigen la reforma al igual que más de 11 millones más que no cuentan con papeles que la desean como parte fundamental de su propio sueño.

Obama habla de los beneficios que traería el conceder un estatus legal a los 11 millones de ilegales valuando su aportación en “un trillón de dólares a lo largo de dos décadas en reducción del déficit público”.

La recaudación aumentaría mediante la actividad económica, y sin aumentar los impuestos. Lo que resulta políticamente muy atractivo para reducir el déficit de manera equilibrada.

Su discurso abarcó también la política social que se basa en las oportunidades de ascenso social y apuesta a la educación como instrumento para alcanzarlo. Plantea que los trabajadores puedan ahorrar para la jubilación.

Propone una renovación del seguro de desempleo, para que no desincentive la búsqueda de trabajo y lo más importante, puesto que podemos y debemos seguir el mismo camino, otorga una enorme importancia a la formación para la fuerza de trabajo, haciéndola más productiva y competitiva, así como la educación para los jóvenes, como preparación esencial para el futuro: formación y educación no son en Estados Unidos peones de ajedrez de la política con minúsculas, sino los alfiles y torres de la competitividad de la economía del conocimiento.

Al afirmar que un empleo de manufactura en tecnologías de la información genera otros 16 de apoyo, reitera su intención de que su país siga siendo la primera potencia investigadora y que se sigan desarrollando tecnologías de la información como un eje de su hegemonía.

El discurso que también incluyó aspectos geopolíticos fue un verdadero informe del Estado de la Unión que para México es indicativo que las oportunidades que se abren cada día en nuestra relación binacional más importante.
 

Luis Ernesto Salomón
FEB 9

Integración de América del Norte Por Luis Ernesto Salomón luisernestosalomon@gmail.com

Hay pocas regiones en el mundo con una tendencia de integración tan acelerada como la que tiene México con Estados Unidos. Es aún más intensa que la registrada entre Canadá y EU. Quizá la otra región que pueda referirse como un caso parecido es la integración de Hong Kong con el Sur de China. El nuestro es un proceso impresionante que se expresa con algunos datos: Una quinta parte de los mexicanos vive en Estados Unidos. La frontera México-Estados Unidos es la más activa del mundo con más de 380 millones de personas que la cruzan al año, más de un millón cada día. El comercio bilateral supera los 400 mil millones de dólares anuales lo que supone un intercambio de más de mil millones de dólares cada día, 41.6 millones de dólares de comercio cada hora, casi dos millones de dólares por minuto.

Pero más allá del comercio la integración ha supuesto que en 48 de los 50 estados de la Unión Americana hay una muy importante comunidad mexicana, y que en algunos como en California, Texas e Illinois su influencia política sea determinante. Una de cada dos familias en México tiene un familiar que reside allá. Además en México viven más de un millón de norteamericanos formando la comunidad estadounidense más importante fuera de su país.

Muchos especialistas se han referido a este proceso de diversas formas como Huntington con su obra ''El Choque de las Civilizaciones'' y Gorge Friedman con los ''Próximos 100 años'', o Lester Langley con su libro ''Dos Países un Futuro'', que describen que la integración regional supone una subregión denominada mexamérica integrada por zonas del Sur de EU y del Norte de México.

Sea como fuere los mexicanos parece que nos resistimos a mirar con detenimiento este proceso y no tomamos acciones para tomar posición y ventaja de él. Para ilustrar esta suerte de atonía vale preguntarnos por qué con este nivel de integración sólo 5% de la población de México habla inglés, o por qué las universidades norteamericanas están llenas de estudiantes extranjeros de China, India, Corea, Rusia y muy, pero muy pocos mexicanos, a pesar de la cercanía. Sería lógico que los jóvenes mexicanos estuvieran en número e interés por prepararse allá, por encima de los chinos, indios y coreanos.

La integración avanza a diversos ritmos por sectores: es claro que el comercio y la industria tienen ya un tejido complejo y rico, pero ahora parece llegar el momento a los temas educativos, a los energéticos y de tecnología. Pero además hay que tomar en cuenta los aspectos del sector público que han avanzado a paso muy lento, pero que ahora parecen despertar: la integración militar avanza silenciosamente, y el aprovechamiento de experiencias en gestión pública local y nacional parece activarse sobre todo en los estados del Norte de México.  

En este proceso de integración los jóvenes tienen el papel fundamental, porque ellos carecen de los prejuicios de las antiguas generaciones, tienen esa visión global que les permite ver al mundo interrelacionado y a las regiones integradas. Nuestro papel es impulsarlos para que adquieran conocimientos y habilidades que les permitan aprovechar de mejor forma este proceso. La integración es un hecho social irreversible que parece no queremos ver con suficiente agudeza para actuar y abrir más posibilidades a las nuevas generaciones.
 

Luis Ernesto Salomón
FEB 2