Que se agarre el gobernador Por Carlos Loret de Mola carlosloret@yahoo.com.mx

No sé si el gobernador está desinformado o tiene malos asesores. Porque dudo que sea un suicida político.

El Presidente Peña ha dejado bastante claro que si alguien tiene cola que le pisen no debe desafiar al Gobierno federal porque usará “todo el poder del Estado”.

Lo hizo con Elba Esther Gordillo. A pesar de que fue su aliada política, la dirigente del sindicato de maestros le mandó decir que se opondría activamente a la reforma educativa. “La Maestra” lleva año y medio en la cárcel. Su arresto desató el aplauso público y hasta incrementó la popularidad del primer Mandatario.

Lo hizo con Fausto Vallejo, ex gobernador de Michoacán. Cuando la administración federal le mandó al ex procurador mexiquense Alfredo Castillo, el priista Vallejo se negó a que le designara a los secretarios de Gobierno, Finanzas y Educación. Hoy Vallejo está fuera de Palacio, dedicado a intentar que salga de la cárcel su hijo, peleado con su entonces número dos que también está en prisión, sin aliados relevantes en el gabinete local y con una nueva investigación en contra de tres de sus más cercanos: Paulina Nocetti, cuyo padre fue sustituto de Vallejo cuando dejó la alcaldía de Morelia para buscar la gubernatura; el constructor Germán Oteiza, favorecido ampliamente en Michoacán y Guerrero; y Guillermo Guzmán, quien fungía como jefe de la Oficina de Vallejo. La indagatoria parte de acusaciones de que se hicieron ilegalmente de millonarios recursos estableciendo una red para presuntamente cobrar “comisiones” a cambio de “encauzar” licitaciones, concesiones y asignaciones. Vallejo está en la lona.

Por eso no sé si el gobernador de Sonora, el panista Guillermo Padrés, está desinformado o mal asesorado.

Porque ante las investigaciones periodísticas que exhibieron como irregular la presa que construyó en su propio rancho sin solicitar ningún permiso, Padrés desafió al Gobierno federal y ya le mandaron una comisión encabezada ni más ni menos que por otro ex procurador mexiquense, Alfonso Navarrete Prida, hoy secretario del Trabajo, cuyo currículum hace lucir al zar Castillo como un principiante.

Quizá las señales del Presidente Peña las entendió mejor el empresario Germán Larrea, implicado también en este “Sonora-gate”, quien, como ha revelado Joaquín López-Dóriga en Milenio, empezó desafiando y terminó pagando 2 mil millones de pesos… tal vez antes de que le pasara algo peor.

SACIAMORBOS

Escuchado entre butacas del Informe.

El rector de la UNAM, doctor José Narro, reclamó al presidente de la CNDH, doctor Raúl Plascencia, que haya abierto una queja contra la máxima casa de estudios por un presunto plagio. Plascencia le contestó que era un investigador (sobrino de Jorge Carpizo) quien demandaba al abogado general, Luis Raúl González Pérez, por plagio. Narro negó los hechos y respondió que el investigador era un desequilibrado.

Plascencia quiere reelegirse en la CNDH y González Pérez, cercanísimo a Narro, busca ese puesto. El asunto se define en unas semanas.

Carlos Loret de Mola
SEP 18

¿Quién sigue protegiendo a “La Tuta”? Por Carlos Loret de Mola carlosloret@yahoo.com.mx

No lo pueden creer el Presidente ni sus secretarios. No lo creen el comisionado ni el gobernador. No dan crédito la Marina, el Ejército ni la Policía Federal. Les cuesta trabajo creer que no haya caído Servando Gómez Martínez “La Tuta”, máximo dirigente del cártel de Los Caballeros Templarios.

Todos estaban seguros de que lo iban a atrapar mucho antes, quizá hace meses, durante esa “racha” en la que fue capturado “El Chapo” Guzmán y abatido Nazario “El Chayo” Moreno. Pero las cosas se les han complicado.

Los reportes de inteligencia sobre Michoacán, que comparten varias dependencias del gobierno del Presidente Peña Nieto y a los que tuve acceso, dan cuenta de que las fuerzas federales sospechan que la policía estatal de Guerrero y algunos integrantes del Ejército destacados en esa Entidad han obstaculizado la labor de la autoridad que tiene su base en Michoacán, retrasado los operativos, impedido el paso de un Estado a otro, otorgando al criminal valiosísimo tiempo para escaparse y perderse.

No tienen duda: está en la montaña entre Michoacán y Guerrero, salta de una Entidad a otra en una orografía que no marca límites claros, vive entre cuevas y cavernas en una especie de red impenetrable, sin lujos, arrinconado, desconfiando de todos, asilado en sus comunicaciones para que no se las intercepten.

Lo que no saben es exactamente dónde se encuentra. Se emplea la tecnología más sofisticada para rastrearlo. Hay asistencia de las agencias de inteligencia del gobierno de Estados Unidos. Y cuentan con un elemento valioso más: la información “en tierra” que les aportan los ex integrantes de los grupos de autodefensa, ahora incorporados a la institucionalidad de la Policía Rural y con acceso al “cuarto de guerra” del comisionado Alfredo Castillo y el gobernador Salvador Jara.

Sin embargo, y quizá de eso haya podido sacar ventaja “La Tuta”, los elementos del Ejército y la Marina siguen viendo con desconfianza a los ex autodefensas y no siempre quieren hacer operativos conjuntos. Sospechan de sus pasados (¿y de sus presentes?), en algunos casos alineados con capos del narco, lo mismo con los Caballeros Templarios que con sus rivales del cártel de Jalisco Nueva Generación, hoy por hoy el más poderoso, según el diagnóstico oficial.

En la sierra que separa Michoacán y Guerrero hay tanto silencio que un helicóptero se escucha a kilómetros de distancia y el polvo que levanta una camioneta se detecta mucho tiempo antes de que pueda llegar a su destino. Los altos árboles brindan escondite natural y el terreno rocoso y lleno de ramas es blindaje ideal.

A diferencia de los primeros meses del año, cuando se vaticinaba la captura de Servando Gómez como algo inminente, hoy el pronóstico de los involucrados en la indagatoria y persecución marca que no será pronto, aunque no descartan una sorpresa.

SACIAMORBOS

Cuentan algunos allegados que el verdadero mandamás en Michoacán y el gobernador del Estado vecino han tenido graves roces por la presunta inoperatividad del segundo.
 

Carlos Loret de Mola
SEP 17

Los dos nuevos estados descompuestos Por Carlos Loret de Mola carlosloret@yahoo.com.mx

Para el Gobierno federal hay dos nuevos estados en alerta roja. Detectan en ambos un paulatino grado de descomposición, en lo que toca a la seguridad y por tanto, a gobernabilidad.

No son los de siempre: en Tamaulipas se sigue reportando una condición de vida atroz, aunque la administración del Presidente Peña Nieto diagnostica que las cosas van mejorando, excepto en Reynosa; en Michoacán las radiografías oficiales señalan que la vida empieza a recobrar su normalidad; no es Oaxaca con el Gobierno de Gabino Cué sometido a una pandilla de rufianes con plaza de maestro ni el Guerrero de un Ángel Aguirre que no parece tener nada bajo control.

Así que ninguno de los obvios. Tropas de la flamante Gendarmería Nacional se desplazan a Baja California y Jalisco.

El Gobierno federal, me lo han confirmado fuentes del más alto nivel, está muy preocupado por el deterioro de los índices de seguridad en estas dos entidades.

Mandar a la nueva corporación de la Policía Federal, comandada por Enrique Galindo, forma parte del plan para que los problemas no crezcan hasta convertirse en una bronca —como dicen los restaurantes de carnitas— “estilo Michoacán”.

En Jalisco opera el cártel Nueva Generación que, de acuerdo con informes de inteligencia gubernamentales a los que he tenido acceso, está considerado hoy por hoy como el más poderoso y con más dinero.

La producción de metanfetaminas y mariguana, así como los secuestros y el comercio de cocaína desde América del Sur, le arrojan utilidades que superan a las de sus enemigos. Por tanto, constituyen en la actualidad del narcotráfico el principal peligro para la seguridad nacional.

Además, se han visto beneficiados por la “limpia” del cártel de Los Caballeros Templarios en Michoacán, que eran sus rivales en territorio vecino.

“Donde hay mal gobernador, hay problemas de seguridad”, resume un alto funcionario del Gobierno federal. La frase salpica parejo: Tamaulipas, Michoacán y Jalisco son de mandatario priista; Guerrero, de perredista; Oaxaca, de un militante de Movimiento Ciudadano; y Baja California, del PAN.

En Baja California pegó el arresto de Joaquín “El Chapo” Guzmán. Tijuana, la ciudad más importante, era su plaza. Así que empezaron a pelearse sus operadores por asumir la jefatura y también los de su compadre y socio Ismael “El Mayo” Zambada. “Chapitos contra Mayitos”, dicen irónicamente en la frontera.

Por si no bastara, las deportaciones recrudecidas en Estados Unidos dejan a Tijuana con cosa de cien mil repatriados anuales, que son carne de cañón para los criminales, ya que la economía formal no les ofrece opciones después de que con la reforma fiscal el IVA en esa localidad subió de 11 a 16%, causando cierres de empresas, particularmente maquiladoras.

Súmele a esto un gobernador, Francisco “Kiko” Vega, a quien la prensa local tacha de ausente y acusa de pasar más tiempo en el DF que en su Estado, y listo el potaje de la descomposición.

Jalisco y Baja California, en la mira.

SACIAMORBOS

Y no hay que perder de vista al Estado de México.
 

Carlos Loret de Mola
SEP 16

El enemigo número uno del Presidente Por Carlos Loret de Mola carlosloret@yahoo.com.mx

A varios integrantes de su gabinete de seguridad, el Presidente Enrique Peña contó una historia:

Que desde que era estudiante sabía que por su tierra, Atlacomulco, Estado de México, había un capo que atemorizaba a la población. Y que él pensaba: “Cuando sea importante lo voy a agarrar”.

El capo fue aprehendido pero se fugó de prisión… cuando el estudiante Enrique Peña ya se había convertido en gobernador.

Así que, cuando supo de la fuga, Peña renovó la anécdota ante sus colaboradores: soñaba llegar más lejos y atrapar al narco que ponía en peligro a sus coterráneos.

En las instancias de su gabinete mexiquense comenzó la persecución. Tres veces estuvieron a punto de aprehenderlo, pero terminó el sexenio y nada.

Ya como Presidente de la República, el primer día de julio de 2014, recibió una misma información en dos mensajes casi simultáneos. Se los enviaron su secretario de Marina, Almirante Vidal Soberón, y quien en ese momento estaba con él, Eruviel Ávila, gobernador mexiquense:

Fue detenido en Pénjamo, Guanajuato, un hombre identificado como José María Chávez Magaña o Martín Soto Chávez o Leovigildo Arellano Pérez, alias “El Pony”, presunto líder de La Familia Michoacana en el Sur del Estado de México.

Tiene 50 años de edad. “El Pony” huyó a Pénjamo a vivir austeramente, “como mecánico de un taller” me lo describieron fuentes involucradas en la investigación. Lo agarraron sin necesidad de disparar.

Su captura se volvió prioridad no sólo por la anécdota del Presidente sino porque este capo “calentó” la plaza de Valle de Bravo.

Qué importancia habrá tenido como objetivo que asignaron a su seguimiento al mismo equipo que arrestó a “El Chapo” Guzmán, con la misma tecnología de las agencias de Estados Unidos.

“El Pony” había sido detenido en 1990 en California, trasladado a Uruapan y más tarde a Zitácuaro, Michoacán, de donde se fugó en 2007 para reincorporarse a las actividades ilegales, bajo el amparo de La Familia Michoacana, primero en Apatzingán y luego en el Sur mexiquense. Tal consta en el informe que difundió Monte Alejandro Rubido, Comisionado Nacional de Seguridad.

SACIAMORBOS

Mi historia con Fausto Vallejo:

Primer acto. Le publiqué que, según mis fuentes, altos funcionarios de su Gobierno salían en videos con “La Tuta”. Lo negó rotundamente y agresivamente me retó a probarlo. Apareció su número dos, Jesús Reyna, en video con “La Tuta”.

Segundo acto. Le publiqué que, según mis fuentes, su hijo andaba en malos pasos y que aparecía en un video con “La Tuta”. Lo negó rotundamente y agresivamente me retó a probarlo. Apareció su hijo, Rodrigo Vallejo, en video con “La Tuta”.

Tercer acto. Le publiqué antier que, según mis fuentes, también su esposa aparecía en un video con “La Tuta”. Ayer tuiteó una agresiva carta, la más agresiva e insultante de todas, negándolo y retándome a probarlo.

Mis fuentes no me han fallado. La realidad sí le ha fallado a él.

Y por cierto, yo no sé si Fausto Vallejo aparece en algún video con “La Tuta”, pero sigo pensando que es muy raro que todo esto estuviera pasando a su alrededor y él sea todo inocente.

Carlos Loret de Mola
SEP 11

MAM… Por Carlos Loret de Mola carlosloret@yahoo.com.mx

Lo implica, lo direcciona, lo sugiere, lo traza, lo apunta… pero no lo dice. El reporte que realizó la empresa francesa Systra sobre el desastre de la Línea 12 del Metro de la Ciudad de México enlista una serie de irregularidades que para quien lo lee no dejan espacio a la duda: la urgencia de Marcelo Ebrard por inaugurar la obra durante su administración provocó su posterior fracaso.

1.- No hubo proyecto ejecutivo, con lo cual se ahorraron meses, pero perdieron rumbo.

2.- Sin planeación, las excavaciones se fueron realizando casi al tanteo y cuando topaban en el subsuelo con piedras impenetrables o hasta bodegas hospitalarias, improvisaban una “vuelta” en la ruta, un viaducto elevado, lo que fuera, al costo que fuera, para entregar a tiempo.

3.- Los trenes que se contrataron no fueron los idóneos, sino los que podían llegar primero al Distrito Federal.

Y así.

La prisa del ex jefe de Gobierno Ebrard, al parecer compartida por el también saliente presidente Felipe Calderón Hinojosa, disparó el precio en 70%, arriesgó a los usuarios y terminó generando el colapso de la Línea Dorada con sus 26 mil millones de pesos de costo. Esa conclusión se infiere.

Sin embargo, el reporte de Systra no acusa directamente a Marcelo Ebrard. Y la Contraloría de Mancera tampoco.

Parece que el actual jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera (MAM), quiere guardarse ese misil para usarlo políticamente contra Ebrard en caso de que lo necesite y cuando lo necesite: la relación entre ambos es catastrófica.

Es claro que Mancera está tratando de reinventarse.

El jefe de Gobierno que ha llegado con más porcentaje de votos y mayor popularidad al cargo, vio su capital político aniquilado a consecuencia de su inacción frente a la toma del Distrito Federal a manos de los pésimos maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

A esto se suma que entre las fuerzas más radicales de la izquierda, muchas de las cuales tienen su sede en la capital del país, reprobó por su cercanía y comunicación con el Presidente Enrique Peña Nieto.

Desde los sótanos en las encuestas, Mancera recuperó oxígeno al proponer el aumento al salario mínimo, que ya con los matices aceptados por su creador, está ganando aceptación en cada vez más sectores.

Además, todo apunta a que estamos a días de que se apruebe la Reforma Política del Distrito Federal, un viejo anhelo de la izquierda impulsado por Mancera y capitalizable como triunfo personal.

No todo es miel. Frente a la disputa electoral de junio del próximo año, querrá en alianza con otras corrientes del PRD frenar lo mismo a una muy posible alianza PAN-PRI-PVEM-Panal que al partido Morena de su también rival López Obrador, en su intención de quedarse con varias delegaciones.

El 17 de septiembre rinde Mancera su segundo Informe de Gobierno. Corte de caja en un año trepidante para él: muchos pasivos, planes de activos y una que otra ficha guardada.

SACIAMORBOS

Tras Masaryk en Polanco, viene remodelación con calles peatonales en el Pedregal (calles Paseos y Fuentes) y la Zona Rosa.
 

Carlos Loret de Mola
SEP 10

Los días contados de Alfredo Castillo Por Carlos Loret de Mola carlosloret@yahoo.com.mx

Fausto Vallejo apostó su cargo a que su fami‎lia no aparecía en videos con “La Tuta”. No sólo le mostraron el de su hijo, Rodrigo. También el de su esposa, Patricia Mora. Luego lo que le mostraron fue la puerta de salida.

Así me lo han confiado fuentes del más alto nivel, quienes han tenido acceso a la videoteca de Servando Gómez Martínez “La Tuta”, líder de Los Caballeros Templarios.

La “Tutateca”, como se le ha apodado a la serie de videos, algunos en poder de las autoridades tras un cateo a una casa de seguridad a las afueras de Morelia y otros que ha ido dosificando el propio líder criminal, es radiografía documental del control de un cartel sobre un Estado y todos sus componentes.

Todavía no salen a la luz pública —no sé si algún día saldrán— pero aparecen presidentes municipales michoacanos lo mismo hablando de lo convencidos y a gusto que están trabajando con los criminales que incluso ‎realizando el Juramento Templario con toda pompa y seriedad.

Para el Gobierno federal, Michoacán ya está encaminado. Ya no hace falta un zar: Alfredo Castillo Cervantes deberá dejar el Estado a más tardar en enero del próximo año… haya o no caído “La Tuta”. Estamos hablando de máximo cinco meses.

Según informes de inteligencia oficiales, el capo más buscado se resguarda en cavernas de la sierra entre Michoacán y Guerrero, aislado, sin capacidad operativa, aunque aún protegido incluso por algunas autoridades: los que siguen dando batalla son algunos de los que crecieron a su sombra. Él ya no.

De cara a la elección para gobernador de junio del 2015, mantener a Castillo como zar michoacano sólo acarrearía desconfianzas entre actores políticos. Además, la evaluación que hace el Gobierno de Peña Nieto del desempeño del zar es muy, muy positiva. Es también muy cercano y muy querido por el Presidente, así que le encontrará sitio en su administración, quizá en una cartera que para muchos resulte verdaderamente inesperada.

Salvador Jara quedará al mando, ahora sí, en pleno. Tiene 60 años y apenas corrió el maratón de San Francisco, California, ¡en menos de 3 horas y media! Para Los Pinos, el austero académico está listo para gobernar durante las campañas, dar certidumbre en la elección, comandar una transición sin sobresaltos… con o sin “La Tuta” en prisión.

Para el Gobierno federal, la jerarquización de emergencias prioritarias ya no tiene a Michoacán encabezando: le ganan Tamaulipas por la inseguridad, Oaxaca por la CNTE y Guerrero por una combinación de ambas.

SACIAMORBOS

Vallejo está concentrado en sacar a su hijo de la cárcel. Su caso va abrazado del de quien era su número dos en el Gobierno, Jesús Reyna. Nadie debe descartar que ambos puedan salir de la cárcel, se escucha de uno y otro lado del pleito. Parece que los jueces no están muy convencidos de que los videos sean prueba contundente de sus vínculos con el crimen organizado.
 

Carlos Loret de Mola
SEP 9

El “misil” al presidenciable Por Carlos Loret de Mola carlosloret@yahoo.com.mx

Aterriza el 10 de septiembre. El miércoles de la próxima semana. La Comisión Nacional de Derechos Humanos tiene prácticamente terminada la investigación sobre la muerte del niño José Luis Tlehuatlie Tamayo durante un enfrentamiento entre policías y manifestantes en Puebla. Ese día anunciará sus conclusiones.

El expediente constituye un “misil” al comando de Rafael Moreno Valle, gobernador de Puebla y aspirante a la candidatura presidencial del PAN. Sin embargo, si se mueve con sagacidad política puede no impactarle directamente. Se puede salvar. Ya le pasó a Enrique Peña Nieto con Atenco, y ya se sabe dónde despacha ahorita.

Según fuentes muy bien informadas, la investigación de la CNDH estaría concluyendo que el niño no murió por una bala de goma disparada por los policías como dicen los activistas, ni por un cohetón lanzado por los manifestantes como sostiene el gobierno.

Basado en sus propios peritajes —el presidente de la Comisión, Raúl Plascencia, fue a realizar diligencias personalmente al lugar del enfrentamiento— Derechos Humanos divulgará que José Luis murió por la contusión que le provocó probablemente un cilindro metálico de los que se usan para lanzar gas lacrimógeno, y quizá una deficiente atención médica.

Por ello, responsabilizará primordialmente al secretario de Seguridad Pública de Puebla, Facundo Rosas (cercanísimo al ex secretario de Seguridad Pública Federal, Genaro García Luna) por la presunta falta de información de inteligencia para enfrentar a la masa y por la mala estrategia y capacitación para la contención; al procurador, Víctor Carrancá, por una supuesta mala investigación; y a los policías presentes en el operativo contra los más o menos seiscientos activistas que pedían que el gobierno estatal dejara de quitarle atribuciones a su autoridad local.

Sin embargo, y tal es la puerta de salida para el presidenciable, no habría una acusación, recomendación ni condena directa al gobernador Moreno Valle, sino una exigencia de que actúe para limpiar el expediente y hacer justicia.

El argumento de la CNDH para no imputar directamente al mandatario sería que él no estuvo en el lugar de los hechos y que la ley vigente en el Estado lo eximía de responsabilidad.

La llamada “ley bala”, derogada en julio pasado por el Congreso local, facilitaba el uso de la fuerza por parte de la policía y según el gobierno poblano cumplía con todos los protocolos internacionales de la ONU y fue avalada por la CNDH. La Comisión dijo que nunca la avaló, solamente estableció que era constitucional.

La administración de Moreno Valle ha sostenido que 17 peritajes de la Policía Federal determinaron que fue un cohetón lo que mató al niño, pero la CNDH en su expediente contestaría que según le manifestó la propia Policía Federal no fueron dictámenes sino opiniones, lo que les resta fuerza.

A ver qué hace el gobernador con el documento de Derechos Humanos.

SACIAMORBOS

El tema se inserta en una doble carrera: la de Moreno Valle por la Presidencia y la de Plascencia por la reelección.

 

Carlos Loret de Mola
SEP 4

El aeropuerto Slim Por Carlos Loret de Mola carlosloret@yahoo.com.mx

Eran dos finalistas. Pero la información que me llega es que el arquitecto Enrique Norten no ha recibido comunicación oficial desde hace varios días mientras que su homólogo Fernando Romero anduvo festejando el fin de semana.

Norten y Romero fueron los dos mexicanos cuyos proyectos llegaron a la final por el diseño del nuevo aeropuerto de la Ciudad de México, definido por el Presidente Peña Nieto en su Segundo Informe como la obra de infraestructura más importante del sexenio.

Y así, todo apunta a que hoy el primer Mandatario anunciará que el ganador es el de Fernando Romero en alianza con uno de los arquitectos más prestigiados del mundo, Norman Foster.

Del británico Foster no hay nada qué discutir: premio Pritzker, premio Príncipe de Asturias, Wembley, aeropuerto de Hong Kong. Es uno de los monstruos internacionales de su área. Párese frente a cualquiera de sus obras y derrúmbese por dentro ante la inmensidad de su genio.

Fernando Romero es un arquitecto muy polémico. En lo personal —no soy más que un observador urbano sin mayor conocimiento especializado— me gustan las obras que le conozco, como el Museo Soumaya y los edificios que le circundan en la zona de Polanco del Distrito Federal.

Sin embargo, muchos críticos lo han vapuleado: no les gusta su propuesta y atribuyen su éxito al incomparable poder económico de su suegro: el ingeniero Carlos Slim, el hombre más rico del mundo.

No se puede entender de otra forma: el triunfo de Fernando Romero sería el triunfo de Carlos Slim. El poder fáctico más importante del país se estaría quedando con la obra del sexenio.

Desde el control del proyecto arquitectónico, el ingeniero a través de su yerno tendría un enorme margen de maniobra para comerse el verdadero pastel: el aeropuerto implicará una inversión del orden de ¡10 mil millones de dólares!

Porque el asunto no es quién lo proyecte. El negocio es quién lo construye: ahí está el grueso del dinero. Y el ingeniero Slim es dueño de una de las empresas constructoras más grandes del país: Ideal. Sin vigilancia o con permiso, un proyecto arquitectónico puede sesgar la licitación de la construcción a favor de una empresa.

Según fuentes bien informadas, el plan oficial es repartir “pedazos de aeropuerto” a las megaconstructoras que operan en México. Pero no sólo a éstas: aguardan a que varios pequeños y medianos constructores se agrupen en un consorcio para contender también en la que será una jugosa licitación.

Veremos los candados. Sabremos si hay llaves.

(Uno de mis trabajos es en Televisa, que mantiene una disputa conocida con las empresas del ingeniero Slim. Estoy a favor de que todos los que podamos tener conflictos de interés por ello lo transparentemos ante nuestras audiencias. Lástima que no todas ni todos lo hacen).

SACIAMORBOS

La palabra corrupción apareció sólo una vez en el discurso del informe.
 

Carlos Loret de Mola
SEP 3

Peña: el asombro de las élites, el desencanto de las mayorías Por Carlos Loret de Mola carlosloret@yahoo.com.mx

Aurelio Nuño lleva la pluma. El jefe de Oficina de la Presidencia escribe. Supervisan los secretarios Miguel Ángel Osorio Chong y Luis Videgaray. Han corrido muchos borradores. A lo que más tiempo le han dedicado ha sido al segmento de Desarrollo Social. Anoche fue el ensayo general.

Se puede prever que el de hoy será el más importante de los seis Informes de gobierno del Presidente Enrique Peña Nieto.

La razón en sencilla: se propuso como reto aprobar una alineación de reformas y lo terminó de conseguir hace unas semanas.

Aunque falta por determinarse si resultó buena para México, la Visión-Peña de país está echada a andar y el mensaje con motivo del segundo Informe debe estar a esa altura. En Los Pinos lo saben.

Sin embargo, Enrique Peña Nieto llega a su segundo informe con una realidad primordialmente oscura:

Puede presumir que tiene a las élites asombradas por la sagacidad política con la que negoció con su oposición hasta lograr que se aprobaran todas las reformas y en el sentido que él las quería.

Pero entre el grueso de sus gobernados, su popularidad ha caído porque las cifras de crecimiento económico son ridículas, permanecen las condiciones de desempleo y pobreza, y si bien logró reducir las ejecuciones de bandas del narcotráfico, han aumentado secuestros y robos, que hacen sentir más vulnerables a los ciudadanos.

Con esta realidad en el bolsillo, el Presidente y su equipo tienen claro que deben acelerar la velocidad a la que las reformas se traduzcan en más empleos y mejor pagados, y afinar la estrategia de seguridad para abatir los delitos de alto impacto social.

Uno de sus peligros es que no lo logren.

El otro es que la implementación de las reformas venga acompañado de escándalos de corrupción.

Cualquiera de los dos escenarios podría significar una catástrofe electoral para el PRI, si no en el 2015, ciertamente en el 2018.

A eso le tienen miedo. Al grado que en Los Pinos recién se creó un grupo de trabajo con la tarea específica de que alcanzar la prometida disminución de las tarifas de luz a la brevedad. Para conseguirlo, están concentrados en liberar el sector gas.

21 meses. Dos Informes.

Pasaron las reformas. Empieza la campaña.

Desde el gobierno se endurece el discurso contra la oposición, el Presidente está todo el día en los medios de comunicación, hoy se anunciarán megaobras de infraestructura (el más grande aeropuerto del país, cuatro trenes rápidos), también un reimpulso a Oportunidades (más apoyo a los más pobres hasta insertarlos en la vida productiva), especialmente a mujeres y jóvenes, y por si fuera poco, la iniciativa preferente que acompaña al Informe es a favor de los niños y adolescentes.

La guerra por los votos ya empezó.

SACIAMORBOS

En Seguridad Pública dicen que ¿cuál huelga de hambre de El Chapo Guzmán en Almoloya? Que incluso no para de comer Mamuts.

Carlos Loret de Mola
SEP 2

Piernas Por Carlos Loret de Mola carlosloret@yahoo.com.mx

Me duele mucho la rodilla derecha, tengo calor, estoy harto, con ganas de llorar de rabia, malhumorado de llevar tres horas haciendo lo mismo y el medio plátano que me lanzó un alma generosa sobre Avenida Chapultepec no mejoró mi ánimo como esperaba.

Kilómetro 27. Maratón de la Ciudad de México. 25 de agosto de 2013.

Ya no puedo más. Y estoy furioso porque entrené muy bien: hice sin broncas 34, 32, 30 kilómetros.

Y hoy que es El día, cada que mis tenis golpean el piso me arde ese maldito punto en la rodilla. Empezó a molestarme hace cinco kilómetros, con el adoquín del Bosque de Chapultepec, pero varias cosas han logrado distraerme:

Mientras corríamos entre el Lago, el Alcázar y el Zoológico, escuchamos clarito el rugido de uno de los leones en cautiverio y un participante gritó: “¡´ora sí, cabrones, a correr, que ya se soltó el león!”. Fue buenísimo.

Además, justo saliendo del Bosque, me topé a mi familia y amigos echando porras —mi hijo de 7 años llevaba una pancarta: “Papá: parece que vas caminando”… el muy altanero—, les receté un abrazo apretado aunque iba empapado de sudor y unos metros más adelante, entre la Diana y el Ángel, distracciones fuera, el dolor se volvió insoportable.

Todavía me faltaban 15 kilómetros y estaba sufriendo mucho, y mucho antes de lo que esperaba. Paré un minuto. Me estiré bien.

“No es nada grave, puedo seguir, ahorita se me quita”.

Pero no: odié la colonia Roma, detesté más La Condesa porque ahí me estrellé contra “el muro” del que tanto hablan los corredores y aborrecí los últimos diez kilómetros en discreta y permanente subida sobre Insurgentes Sur. “Que no llegué a la meta… Popocatéeeeepetl”, me espetó un espectador que me reconoció por ahí del WTC.

Me fue muy mal en el maratón del DF. Lo completé en 5 horas 10 minutos. Un fracaso para cualquiera que se haya preparado como yo.

Pero en el instante en que al fin crucé la meta, sobre el tartán del estadio de Ciudad Universitaria, quise llorar de emoción. Me hubiera encantado soltarme. Ahí estaban mi esposa, mis hijos, mi entrenador. Pero un colega me puso un micrófono enfrente antes de que yo pudiera llegar a ellos y tuve que contenerme.

Podría relatar cada minuto de esas cinco horas, de esos 42.2 kilómetros. Ya pasó un año y los recuerdo perfectamente.

Sobre todo porque jamás imaginé correr un maratón. No fui cultural ni físicamente creado para ello: nadie me inculcó hacer ejercicio, me fascina comer, llegué a pesar 114 kilos y tengo el trabajo con el horario más infame del país.

Esta historia de un reportero no busca ser un texto motivacional. Nada me apenaría más.

Pero si por leerlo alguien se anima a hacer ejercicio será un triunfo no sólo para esa persona, sino para una nación que va a quebrar financieramente si no baja del primer lugar mundial de obesidad.

Felicidades y mucha suerte a los que correrán este domingo el Maratón de la Ciudad de México.

Yo escogí hacer mi primero en el DF. Serán muy sexys Nueva York, Londres o Berlín, pero quise agradecerle así a la Ciudad que me adoptó… aunque me haga llorar.

Carlos Loret de Mola
AGO 28