Guadalajara, Jalisco

Jueves, 17 de Agosto de 2017

Actualizado: Hoy 02:57 hrs

20°

Síguenos:

Eduardo Escoto
JUL 8 2017
Notas de paso

Por Eduardo Escoto escotorobledo@gmail.com

La importancia de las colecciones

El Seminario de Cultura Mexicana presentó el pasado jueves la mesa de diálogo titulada “El coleccionismo en la salvaguardia del patrimonio cultural”. En ella, Claudio Jiménez Vizcarra, Paco de la Peña y Arturo Camacho abordaron diferentes aspectos del impacto que esta actividad tiene o puede llegar a tener a nivel patrimonial, más allá de la satisfacción que produce a quienes la llevan a cabo. La mesa estuvo moderada por Tomás de Híjar.

Se tocaron interesantes aspectos, como la conservación y valoración de las colecciones, su disfrute y aprovechamiento particular y comunitario, su transmisión y los retos que a nivel legal implica la protección de tales repertorios.

A pesar de la amplitud del término, hablar de coleccionismo trae a la mente la referencia a objetos tangibles, y muy propiamente pinturas, esculturas, artesanías, grabados, fotografías, piezas arqueológicas, libros, etc. No obstante, todas las peculiaridades y problemas del coleccionismo aplican por igual si se habla de música, ya sea que se trate de instrumentos, partituras, reseñas en prensa, programas de mano, registros sonoros, etc.

Esos vestigios musicales raramente los reunirá una institución. De hecho, la mayoría de los que se encuentran ahora en diversos repositorios oficiales deben su existencia a la dedicación e inversión de recursos por parte de particulares, tanto profesionales como aficionados, quienes llegan a ser verdaderos especialistas en su campo de interés y quienes terminaron por cederlas para su posterior conservación.

Pero esto no siempre es así, y tras la desaparición de quien formó la colección hay un enorme riesgo de que se disperse o desaparezca, pues el deseo personal que satisfacía puede no ser compartido por otros, por más valor que pudiera tener. De ahí parten las dificultades para crear una normativa que garantice su salvaguardia institucional.

La situación tiene numerosas implicaciones, pues la desatención al adecuado resguardo de los elementos pertenecientes al patrimonio musical que hoy están a nuestro alcance puede dejar un vacío que será notorio en un futuro. Ese hueco causará un desconocimiento del entramado cultural, que se manifestará en ausencias, omisiones, desinformación o confusiones, que además serán explicadas erróneamente.

Esto ya se observa actualmente en relación a la actividad musical del siglo XIX, ámbito en el que de forma más bien reciente ha comenzado a indagarse de manera adecuada, pero enfrentando irremisibles pérdidas. Habrá por lo tanto que pensar en los mecanismos que desde diferentes entornos contribuyan a reducir dichos riesgos, y ejercicios como la citada mesa de diálogo son un excelente comienzo.

escotorobledo@gmail.com

Eduardo Escoto

EL INFORMADOR valora la expresión libre de los usuarios en el sitio web y redes sociales del medio, pero aclara que la responsabilidad de los comentarios se atribuye a cada autor, al tiempo que exhorta a una comunicación respetuosa.

En caso de considerar que algún comentario no debería mostrarse por ofender a otras personas, instituciones, o ir contra la Ley, cualquier lector puede denunciarlo utilizando el botón de a la derecha de cada comentario.

PARA MOSTRAR LOS COMENTARIOS DE ESTA NOTA PULSA EN ESTE AVISO

:: Más Autores